marzo 19, 2016

Marina, Frankie, Zoe, Camila, Pinky

Es triste abrir una entrada para darle un adiós a un emplumado, esta vez se  han ido de ha golpe  5 ejemplares, todos grandes y principales también por ser parte de un proyecto que cada vez que avanza retrocede 4 pasos.

Quedará de ellos parte de su legado, enseñanzas que me han dejado y sobre todo el carisma de cada uno de ellos, eso se aprecia y se valora, sin ustedes, ni papa de lo que se hasta ahora, me han obligado a descubrir cosas interesantes.

Dedico unas palabras a todos ustedes, pues más que mascotas, fueron parte de mi familia.




MARINA
Mi pequeña Marina, llegaste muy cachonda a casa, no parabas de frotarte con esos barrotes y el comedero, yo pensando que eran parásitos, vaya ignorancia la mía :)

Toda una modelo, te encantaba la cámara de mi pote (teléfono), no parabas de curiosear con ella y hacer poses de nunca olvidar y para reir. Decirte que tu primera nidada ha sido todo un aprendizaje y alegría para mí, se notaba que tenías muchas ganas de ser madre, la segunda era para morir de felicidad, críaste a tus pollos junto a Manolo estupendamente, tu primer amor, el segundo ha sido a medio querer, pero te acoplaste a Cásper lo más que pudiste, pero no era lo mismo, se notaba, aún así dejaste tres bellezas dos de las cuales aún siguen en casa, siendo inseparable de tu hijo Takashi quién heredó tal afición por frotarse también.








FRANKIE



Frankie, un avecilla particular, muy serio toda la vida, pero muy atento a las cosas, en tu primer baño no dejabas de disfrutarlo, querías más y más, te encantaba arreglarte siempre tus plumitas. Tu primera crianza te ha tocado con una chiquilla más seria que tú, poco sociable, pero la llevaste al límite hasta que ha podido ceder a esos encantos de galán. Creo que has quedado enamorado de ella, tu segunda pareja fue en unión de dos almas solitarias, Estrella recatada ella, la llevaste a sentir confianza, aún así luego de sacar pollitos entre ambos no logró seguir adelante y ya te encuentras junto a ella y Zoe.








ZOE-CÁSPER

Que decir de mi autentica Zoe, siempre con una mirada agresiva,  huyendo de mí, en ocasiones te acercabas y eso me confortaba, demostrabas lo que realmente eras, nadie te obligaba hacer las cosas, ni siquiera dar de comer a tus hijos, mi violeta  preferida aunque has dejado hijos bien coloridos junto a Frankie, no te olvidaremos.








CAMILA



Cami-cami, fuiste la más melosa durante tu juventud, tristemente por algún motivo te fuiste alejando de mí, segura de todo, un encanto verte cantar, eras la segunda chica más ruidosa del grupo, a veces pensaba que era tu llamado de atención por algún principe que te abordara y te diera cariño, creo que con el tiempo lo has conseguido, Fabio para tí fue todo, se nota como se llevaban ambos, mucho cariñito y nunca te separaste de él, me asombra un poco tu partida, al ser joven, pero son cosas del destino que juegan en contra de nuestra propia voluntad. De tí supe poco, tu color crema con ese tono lila me llevó a pensar que eras violeta sobre cobalto, no lo sabré, pero de lo que si estoy segurísimo es de esos ojos ciruelas con los que naciste, tus únicos tres hijos con Fabio son una alegría, cielito quién nos dejó hace mucho tiempo y los gemelos malva canela, seguro te sentirás orgullosa tan pronto tengas sus propias crías.







Pinky, un nombre bastante peculiar, en verdad no supe mucho de tí, la distancia no me lo permitió, pero en el poco tiempo que estuve en tu compañía demostrabas ser cariñosa, fuiste toda una sorpresa al encontrarte en mis nidos en casa, me hubiese encantado que siguieras con nosotros y poder conocerte mejor, tenía para tí futuros planes, lamentablemente no ha sido así, seguro vendrás a escondidas en espíritu en alguna nidada, ya  veré y te voy  conocer, seguro me lo harás saber.




PINKY


Adiós mis pequeños emplumados, los extrañaré.


Share this Post Share to Facebook Share to Twitter Email This Pin This Share on Google Plus

No hay comentarios:

Publicar un comentario